Ocurrió en la madrugada del martes, en acceso Hipólito Yrigoyen al 400. Dos encapuchados ingresaron al depósito mientras un empleado realizaba la descarga. Se llevaron el dinero destinado a los viáticos del camionero.

 

Un episodio grave de inseguridad sucedió durante la madrugada de este martes, en un depósito de bebidas gaseosas ubicado en acceso Hipólito Yrigoyen 474 de Lincoln.

El hecho sucedió alrededor de las 3, mientras el empleado de la firma “Transporte Rueda” se encontraba descargando la mercadería que, como todos los días, transportaba hacia nuestra ciudad desde la localidad de Chacabuco. Según informó el subcomisario Julio Monserrat, todo comenzó cuando el chofer del camión, Marcelo Acosta, de 52 años, se percató de la presencia de dos sujetos encapuchados que ingresaban por el portón del frente. Ante esta situación, el hombre corrió en dirección al patio y se escondió. Desde allí llamó a su patrón, quien dio aviso a la Policía.

Mientras todo ello ocurría, los delincuentes se dedicaban a revolver el lugar. Finalmente huyeron con unos pocos pesos que se hallaban en el interior del camión destinados a los viáticos.

Indudablemente los malvivientes habrían llegado hasta ese lugar con datos precisos respecto a la hora de llegada del chofer y las maniobras que realiza habitualmente. Lo que ignoraban es que en el depósito no se guarda dinero en efectivo.

Se inició una causa caratulada “Robo” con intervención de la UFIn°3, del Departamento Judicial Junín.